Los turbo calefactores o generadores de aire caliente han sido creados para brindar calefacción en medianos y amplios espacios. La particularidad de un turbo calefactor es que el aire natural funciona como portador del fluido de la energía térmica, lo que permite un considerable ahorro de gas y brinda una calefacción uniforme en todo el ambiente.
Asimismo, posee un tamaño compacto que permite una fácil instalación. Es silencio y se puede regular la temperatura de forma automática.
Los generadores de aire caliente funcionan en base a gas licuado, gas natural o petróleo y solo requiere una mantención cada dos años, siempre que se manipule de la manera correcta y con todos los resguardos de seguridad necesarios.

Generalidades

La instalación de un generador de aire caliente y sus accesorios siempre debe realizarse con los reglamentos locales y las leyes en vigor. Los generadores de aire tienen como misión, proporcionar un ambiente cálido en todos los puntos del local en el que se instale o distribuir por medio de conducciones el aire caliente a otros recintos anexos.

El aire ambiente es aspirado por unos ventiladores centrífugos que lo impulsan hacia el interior del generador donde se realiza un barrido de calorías por intercambio con las superficies de la cámara de combustión e intercambiador de calor, expulsando un potente caudal de aire puro, exento de humos y olores. La independencia de los dos circuitos, permite la obtención de aire caliente o ambiente, según se haga actuar al circuito de calefacción o no

¿Dónde se puede utilizar un generador de aire caliente?

Los turbo calefactores son ideales para calefaccionar diversos lugares, tales como: galerías o centros comerciales, hoteles, industrias, invernaderos, salones de eventos o convenciones, naves industriales, galpones, gimnasios, criaderos y en diversos procesos de secado, ente otros.

Cada 200 a 250 m3 de ambiente requieren aproximadamente 10.000 Kcal/h de potencia, para un diferencial de temperatura de 20ºC y para un aislamiento normal del local, aunque estos valores varían dependiendo del diferencial de temperatura que se quiera alcanzar y del aislamiento del local a climatizar.
El cálculo del volumen ambiental medido en metros cúbicos se obtiene al multiplicar la superficie en metros cuadrados por la altura.

¿De qué se compone un generador de aire caliente?

Las principales partes de un generador de aire caliente son:

  1. Unidad de ventilación: Compuesta por uno o varios ventiladores centrífugos equilibrados estática y dinámicamente que aseguran un funcionamiento silencioso y exento de vibraciones.
  2. Circuito de combustión: Formado por una cámara de combustión de doble circuito, fabricada en acero inoxidable, resistente a la corrosión y a altas temperaturas, donde tiene lugar la combustión.
  3. Chasis: Proporciona gran rigidez, protegiendo por un tratamiento anticorrosivo de pintura.
  4. Sistemas de protección y control: Proporciona en todo momento un funcionamiento automático del generador.

 

Tipos de generadores de aire

En la actualidad muchos centros de carácter industrial, agrario o de ocio precisan de generadores de aire caliente para climatizar sus instalaciones, y lo hacen consumiendo primordialmente combustibles fósiles: gasóleo o gases licuados del petroleo (GLP); Gas Natural, Propano, etc.

Generador de aire caliente a gas: 
El generador de aire caliente a gas es un equipo portátil, compacto, ligero, fácil de transportar y de usar.
Apto para su uso en exteriores, proporciona una calefacción rentable para una gran variedad de aplicaciones. Esta serie de cañones de aire caliente a gas es apta para calentar locales y talleres bien ventilados, así como para procesos de secado en el sector de la construcción.
Se basa en un principio de calefacción a gas de combustión directa. Se utiliza un potente ventilador para hacer pasar el aire a través de una cámara de combustión en la que se encuentra el quemador. A medida que el aire atraviesa el quemador, todo el calor emitido por el proceso de combustión se transfiere a la corriente de aire. De esta manera, el equipo alcanza una eficacia térmica del 100%.

Generador de aire caliente a diesel:
El generador de aire caliente de combustión indirecta a gasóleo con intercambiador de calor y salida de humos al exterior ofrece una calefacción rentable para instalaciones cerradas o poco ventiladas con gran afluencia de personas produciendo un aire caliente limpio y sano apto para la calefacción en cualquier ambiente comercial o industrial. Estos equipos son idóneos para calefacción temporal y de emergencia. Se usan, habitualmente, en construcción, en talleres y en carpas. Es ideal para su uso en cualquier tipo de eventos.

Generador de aire caliente eléctrico:
El generador de aire caliente eléctrico está diseñado como un sistema de calefacción portátil para aplicaciones específicas en la pequeña y mediana industria, aplicaciones comerciales y residenciales.
Apto para su uso tanto en exteriores como en interiores. Puesto que no producen llamas vivas ni emisiones, estos equipos también son apropiados para aplicaciones especiales donde no se permite el uso de combustibles tradicionales como el gas o el diésel. Se puede utilizar en lugares cerrados.
El calefactor eléctrico portátil es compacto y robusto, dispone de salida de calor regulable de dos o tres pasos, ventilador axial con bajo nivel de ruidos, elementos calefactores de acero inoxidable revestidos y aislados, termostato de temperatura ambiente y termostato de seguridad integrado.

 
Consejo TecnoChile

Antes de decidir adquirir un generador de aire caliente, se debe como primer paso, saber con exactitud el tamaño del espacio en el que se desea implementar el turbo calefactor. Para ello, se debe calcular el largo por el ancho por el alto. A través de esta fórmula se obtendrá la totalidad de metros cuadrados que contiene el espacio.

Además, debe considerarantes de comprar un generador de aire caliente o turo calefactor  se tiene que tener en cuenta el espacio que usted desea calefaccionar, es decir, los metros cuadrados. Además, debe elegir el modelo correcto. Para ello, considere la ubicación geográfica del recinto, escapes de aire por oberturas y de su tipo de aislación, entre otros.

 

 

Cambiar a turbocalefactor